Inicio

Opinión



En contexto

India y el comercio internacional por Alberto José Hurtado B.

Diario Frontera, Frontera Digital,  Alberto José Hurtado B., Opinión, ,India y el comercio internacional por Alberto José Hurtado B.
Alberto José Hurtado B.


El orden económico internacional es amenazado por el conflicto comercial entre China y Estados Unidos, la agenda proteccionista de muchos gobernantes y la nueva dinámica que rige las relaciones entre los países. Son perturbaciones que, de continuar, pueden tener un gran impacto en el crecimiento y el comercio mundial.

Las organizaciones multilaterales creadas luego de la Segunda Guerra mundial han permitido manejar posiciones políticas encontradas, falta de confianza y desinterés en la cooperación entre países, gracias al compromiso compartido por cada nación participante a favor de los beneficios del libre comercio bajo reglas iguales. Si se fracturan estas organizaciones y se pierde la confianza en las reglas establecidas, las diferencias políticas dominarán las relaciones económicas internacionales.

En este contexto, India tiene un rol preponderante para conciliar las diferencias existentes entre China y Estados Unidos, impulsar la cooperación entre países e incrementar su liderazgo regional en materia política y comercial. Más allá de la indecisión del gobierno de India acerca de avanzar hacia la liberalización y reforma comercial creíble, debido a que no son claras las ganancias que recibirá en materia de empleo industrial y crecimiento económico, la incertidumbre económica mundial, los problemas económicos internos y el objetivo gubernamental de definir el propio espacio para India en un mundo multipolar, exige una reconfiguración de su política comercial.

Así, existe una oportunidad estratégica dentro del entorno de conflictos comerciales China-Estados Unidos y Japón-Corea del Sur, que India debe aprovechar en el marco de la promoción y el respeto a las reglas del intercambio comercial internacional. Para ello, entre las alternativas disponibles tiene la incorporación a la Asociación Económica Integral Regional (RCEP por sus siglas en inglés), y la consolidación de este acuerdo de libre comercio entre los países de la Asociación de Naciones del Sureste Asiático (ASEAN) y las economías de Asia Pacífico con tratados de libre comercio con ASEAN.


Esto aclarará el panorama mundial a favor del multilateralismo, la definición y el respeto de las reglas al comercio internacional, y otorgará al gobierno de India una forma de supervisar e intervenir en las reformas regionales que lo ayuden o perjudiquen al momento de unirse a las cadenas globales de valor en Asia y de integrarse en la economía global. De esta manera, una mayor apertura al comercio y la inversión, junto con las fortalezas que tiene India en la prestación de servicios y bajo costo de insumos y materias primas, abrirán los mercados de Asia y del mundo a los productos elaborados en India.


La otra alternativa es la incorporación como actor preponderante al actual panorama de conflictos comerciales. Y aunque la relación de India con Estados Unidos parece estar mejorando, los problemas persisten ante la disposición del gobierno estadounidense de eliminar las condiciones comerciales a India; e imponer aranceles a sus socios en Asia solo incrementará los déficits comerciales que mantiene con esos países y hará realidad la preocupación local de que los productos de China, Japón y Corea del Sur diezmaran la industria india.


En lugar de privilegiar la confrontación, las autoridades deben privilegiar la cooperación en materia comercial para asegurar que las grandes importaciones de bienes y productos intermedios desde China, Japón y Corea del Sur eleven la competitividad industrial de la India. De esta forma promoverán la dinámica económica local e impulsarán el respecto a las reglas del comercio internacional.


*@ajhurtadob






Contenido Relacionado