Inicio

Opinión



SILVIO VILLEGAS MEMORIA EN XII ANIVERSARIO (*06-02-1942 - +24-04-2008 ) por Silvana Villegas

Diario Frontera, Frontera Digital,  SILVIO VILLEGAS, SILVANA VILLEGAS, Opinión, ,SILVIO VILLEGAS MEMORIA EN XII ANIVERSARIO 
(*06-02-1942 - +24-04-2008 ) por Silvana Villegas
IN MEMORIAN


SilvanaVillegas


PAPÁ: hoy al cumplirse 12 años de tu partida y aunque no estés con nosotros, dejas un hermoso legado, producto de tu esfuerzo constante, fuiste un padre ejemplar, siempre dispuesto a dar amor, ternura, comprensión, y supiste llenarnos de sueños y proyectos, frente a las dificultades nos enseñaste a conquistar la paciencia y perseverancia, un buen maestro familiar que instruyó en nosotros una especial habilidad para la mejor prueba de la vida. Nos diste alas para el infatigable paso de trincheras, día a día con humildes lecciones de profundos principios espirituales y morales, la solidaridad y la amistad, fueron tus más preciados valores. En aquellos tiempos caminaste por largos trechos, inundados de campos y horizontes, descubriendo otros senderos siempre sin prisa y atento al cotidiano canto de gallos, algún ganado en la lejanía al otro lado del río, una vaca alegre y terca llamada mariposa, con su ladera y monte con olor a naturaleza. Aunado de sueños y esperanzas con la hiedra húmeda recién vestida de mañana, ese fue tu largo sendero simplemente un campesino tranquilo y un buen maestro de la vida. Después de este recorrido, los más productivos años de tu vida, lo dedicaste a tu labor docente, investigativa, gremial, política, y administrativa. Tu trayectoria académica en la Universidad de los Andes, en la Escuela de Historia goza de respeto, aprecio, estima, y admiración. Tu infatigable esfuerzo como investigador, que te hizo acreedor del reconocimiento internacional, por la vida y obra del “General Cruz Carrillo”, prócer de la Independencia Latinoamericana. José Vicente Scorza, te motivó a continuar, a inspirarte nuevamente con las poesías y cantos. Todo esto Papá hace que hoy te recordemos con orgullo respeto y admiración, porque gozabas de ser acompañante de sueños que hoy recogen frutos y que se hicieron realidad. Finalmente te convertiste en un gran padre, poeta, colega y amigo, conversador de la historia soñador idealista, con un buen sentido del humor que hasta los más serios sonreían, pero siempre firme en los asuntos académicos, con un sentido crítico a las adversidades, orador excepcional y refinado diplomático en los encuentros familiares, siempre con palabras de aliento que llegaban a lo más profundo. Los que hoy te recuerdan y te galardonan conocen de tus preocupaciones, sueños y desvelos, en el campo de la Historia las Ciencias humanas y Sociales. Termino tu paso por este mundo, pero dejas tus huellas y pensamientos imborrables, nos es más que el comienzo de un nuevo camino, intangible e inmortal, el camino de la eternidad. Que Dios te bendiga y te tenga en la gloria. Quien te ama por siempre Silvana.





Contenido Relacionado