Inicio

Opinión



Tecnología financiera en la India por Alberto José Hurtado Briceño

Diario Frontera, Frontera Digital,  Alberto José Hurtado Briceño, Opinión, ,Tecnología financiera en la India por Alberto José Hurtado Briceño
Alberto José Hurtado Briceño



Todo parece indicar que la India, el país que enfrentó una medida de desmonetización del billete de mayor denominación en noviembre de 2016, solo un mes y tres días antes de la implementación de una política similar en Venezuela, vive en la actualidad una revolución en los servicios de tecnología financiera (FinTech). Esto como consecuencia de una sólida política gubernamental de promoción de la innovación y el desarrollo en el sector; metas públicas de reducir el fraude, la corrupción e incrementar la inclusión financiera; y disposición de la población a utilizar medios de pagos digitales más seguros.


Así, este país asiático va camino a convertirse en líder mundial del sector FinTech, debido, entre otras cosas, a la popularización del uso de las monedas virtuales en las transacciones corrientes, la adopción masiva de la tecnología blockchain y la revolucionaria Unified Payments Interface (UPI) desarrollada por la National Payments Corporation of India. La UPI es la infraestructura de pagos en la India que, en medio del esfuerzo mundial por desarrollar sistemas de pagos instantáneos o en su defecto lo más próximo al registro de transacciones en tiempo real, representa un ejemplo que otros países están siguiendo con atención.


Apoyada por la autoridad monetaria de la India, la UPI es una plataforma interbancaria que permite transacciones instantáneas, fusiona varios servicios bancarios y cuenta con diversas características propias del sector. La interfaz ha tenido tanto éxito que es utilizada como la base del sistema de pagos móviles de WhatsApp, permite el registro de las transacciones de banco a banco de forma inmediata, y registró 1.300 millones de transacciones solo en febrero de 2020.


Además, la UPI ha impactado de manera positiva en los consumidores en la medida que ha transformado su relación con los bancos y el uso de los servicios financieros. También ha facilitado las decisiones de consumo de la población y ha incrementado su interés por una mayor innovación en el sector. Planteada de esta manera, se ha convertido en el complemento perfecto para la actividad bancaria, acercando a los usuarios los beneficios de los servicios bancarios, pero esta vez desde un enfoque más transparentes y centrado en el consumidor.


En otras palabras, la digitalización de pagos y la reducción del impacto de la desmonetización de la India se debe principalmente a la UPI. Una interfaz que ha transformado el panorama financiero del país, dando lugar al desarrollo de: 1) nuevas carteras móviles, 2) pagos peer to peer (P2P), 3) servicios de crédito y 4) nuevas aplicaciones de administración de dinero, innovaciones que brindan mejores y más valiosos servicios financieros a los usuarios.


Además de estos avances de la actividad FinTech en la India, los rápidos resultados obtenidos han originado desafíos como: a) los avances logrados han venido del desarrollo de nuevas tecnologías y no de innovaciones generadas por expertos del sistema financiero, lo que ha conllevado que la mayoría de las nuevas aplicaciones deban ser sujetas a cambios profundos una vez colocadas en el mercado; y b) la falta de un estándar mundial para los servicios FinTech, que está generando una presión adicional sobre los bancos para que garanticen la funcionalidad, la calidad y la seguridad de sus nuevos servicios. En este sentido, la evolución de la actividad FinTech en India, respaldada por grandes esfuerzos públicos y privados en innovación, además de una activa participación del sector bancario, es un buen ejemplo para otros países del mundo donde es indispensable recuperar la importancia del dinero en la economía.


*@ajhurtadob






Contenido Relacionado