Inicio

Opinión



Baker Street por ALIRIO PÉREZ LO PRESTI

Diario Frontera, Frontera Digital,  ALIRIO PÉREZ LO PRESTI, Opinión, ,Baker Street por ALIRIO PÉREZ LO PRESTI
ALIRIO PÉREZ LO PRESTI


@perezlopresti

Si hay algo gozoso en la relación que establecemos con los libros es poder es leer lo que a uno le plazca, sin compromiso, si ataduras y por puro deleite. Arthur Conan Doyle fue un médico nacido en Escocia a mediados del siglo XIX que creó un personaje extraordinario, que no solo fascinó por sus aventuras aparecidas en entregas y en libros, sino que cundió por la cultura universal a través del teatro, el cine, la televisión y un sinfín de manifestaciones artísticas. El personaje, más que conocido es Sherlock Holmes; el genio detective capaz de hacer las deducciones más sorprendentes y descubrir los más brutales y extravagantes asesinatos a través del desarrollo y puesta en práctica de una capacidad perceptiva y un manejo de la razón que asombran.

La grandeza de Holmes es mostrada a través de la mirada de Watson, quien no solo es su más conspicuo admirador, sino que, en la obra de Arthur Conan Doyle, se da una dupla en la cual un personaje no podría existir sin el otro, en una inseparable e inigualable amistad. De esa obra magnífica, cada lector señalará cuáles son sus aventuras preferidas, las cuales van superándose cada una en generar interés, comparada con la siguiente.

Sherlock Holmes. Muerte y resurrección: Sir Arthur Conan Doyle, fatigado por escribir en relación a sus dos célebres personajes, y en uno de los relatos, La aventura del problema final, contenido en Las Aventuras de Sherlock Holmes, intentó matar a Holmes en manos de su más inteligente enemigo. Los lectores no lo aceptaron y hasta hubo protestas populares que obligaron a Doyle a resucitar a su protagonista en la narración La casa vacía (uno de mis relatos favoritos), incluida en El retorno de Sherlock Holmes (1903-1904).

 





Contenido Relacionado