Inicio

Opinión



Indonesia y los pagos digitales por Alberto José Hurtado Briceño

Diario Frontera, Frontera Digital,  Alberto José Hurtado Briceño, Opinión, ,Indonesia y los pagos digitales por Alberto José Hurtado Briceño
Alberto José Hurtado Briceño



La crisis generada por el covid-19 ha provocado un aumento en el sector del comercio electrónico. Muy a pesar de la elevada incertidumbre que existe acerca del futuro de las actividades económicas y sociales, los consumidores de todo el mundo están comprando en Internet los bienes y servicios que antes compraban en una tienda; todo lo cual ha generado un incremento de la popularidad de términos como sociedad sin efectivo, billetera electrónica, aplicaciones móviles, teléfono inteligente, entre otros.


En particular, dentro de la región de Asia-Pacífico, la incorporación de la tecnología ha significado que algunos mercados emergentes aceleren la adopción de servicios digitales. Un ejemplo de esto es Indonesia, país que proyecta un sector de comercio electrónico con crecimiento interanual del 50% y con posibilidad de superar los 23.000 millones de dólares alcanzados en 2019.


Esta tendencia al alza se ha fortalecido por el incremento en el uso de los pagos digitales, lo que ha generado que tanto el sector público como el privado tomen medidas en este ámbito. Por ejemplo, el Banco Central de Indonesia anunció que todos los proveedores de pagos móviles deben reemplazar los códigos QR con el QRIS estandarizado (código QR estándar de Indonesia), proporcionando una única plataforma integrada para todas las transacciones realizadas con códigos QR en múltiples proveedores de billetera electrónica.


De igual forma, con la meta de diversificar los medios de pagos disponibles, Indonesia tiene una aplicación de compra, pagos, préstamos e inversiones en línea: LinkAja App, que ha modificado los mercados tradicionales del país al permitir que las personas paguen sus mercancías mediante una aplicación donde se incluyen todos los productos que ofrecen las empresas.


En este sentido, Indonesia tiene muchas de las características esenciales para una rápida adopción de sistemas de pagos digitales, entre ellas: 1) desarrollo de plataformas locales para realizar compras en línea, 2) alta tasa de penetración de la telefonía celular y la Internet, y 3) rápido crecimiento de la clase media. Así, el comercio electrónico y demás actividades propias de la economía digital se incentivan mediante una alta tasa de penetración de teléfonos inteligentes en el país, una media del 60% que está muy por encima del promedio de la región; además del aumento, durante los últimos 15 años, de la clase media que paso de representar el 7% de la población total de país a constituir el 20%. Ambos aspectos han consolidado el uso de los medios de pago sin efectivo, así como la preferencia de la población por las compras en línea.


Además, los múltiples proveedores de pagos locales están innovando rápidamente para fortalecer y enriquecer sus ofertas asociándose con otras empresas del sector con el propósito de desarrollar ecosistemas de pago únicos. Estos vínculos empresariales darán como resultado una mayor eficiencia al momento de conectar consumidores y empresas a través de una plataforma.


Y con la llegada de servicios de pago extranjeros (Alipay, WeChat, entre otros), será posible atender una mayor cantidad de consumidores y crear la infraestructura digital necesaria para facilitar mayores volúmenes de pago. Esto implica que las empresas son conscientes de la necesidad de avanzar hacia la incorporación de las últimas tecnológicas dentro de sus procesos productivos, mientras que los consumidores no se quedan atrás en el uso de la tecnología dentro sus decisiones de consumo. De esta manera, la tecnología incorporada a los medios de pago es un poderoso instrumento para hacer uso eficiente de los recursos disponibles.


*@ajhurtadob






Contenido Relacionado